jueves, 12 de mayo de 2011

Se almorzaba a las once en punto.





Antier.

El Hotel Comercio ocupó el lugar del edificio del extinguido Banco España hasta 1934. Pedro Antonio de Alarcón habla de él porque allí se alojó en su viaje de dos días en Salamanca. La ciudad contaba con pocos hoteles a finales del S. XIX


Ayer. 1991


Hoy.








Esta tarde y aprovechando el mismo espacio, día 15 de mayo de taurino San Isidro y patrono de los labradores, la gente encambronada decía de todo: "Pesoe y pepé, la misma mierda es" ,  "No hay pan para tanto chorizo", "Nos mean y decimos que llueve" o "Queremos un pisito como el del principito" o "Si somos el futuro, por qué nos dan por ..." . Tambiéb se oía:  "Motín al botín" y "Luego diréis que somos cinco o seis"... y tenían razón. Mucha gente para lo que por aquí se estila.

"Preguntamos (pues) a un guardia civil (autoridad infalible, de tejas para abajo) y éste nos recomendó (confidencialmente) el Hotel del Comercio.
- ¡Al Hotel del Comercio! – dijimos nosotros entonces con absoluta confianza, penetrando en el ómnibus de aquella advocación.
Y partimos.
[…] Subido en el estribo de la trasera y con la gorra, la cabeza y medio cuerpo metidos dentro de nuestra jaula, nos miraba y se sonreía el zagal del ómnibus (zagal también por los años, pues no habría cumplido quince), y al ver yo su rostro picaresco, digno de su paisano Lázaro de Tormes, díjeme alborozadamente: “¡He aquí nuestro cicerone hasta que lleguemos a la fonda!...”

[…] Con esto llegamos al hotel, situado al otro extremo de aquella misma calle; elegimos habitaciones que nos parecieron excelentes: y como entonces se nos advirtiera y notificara de oficio que en aquel establecimiento se almorzaba a las once en punto, batimos palmas en señal de alegría, y tomamos enseguida la escalera abajo, a fin de aprovechar la hora y pico que faltaba para la canónica del almuerzo, en dar el primer paseo artístico por la ciudad de los Fonsecas y Maldonados."

Pedro Antonio de Alarcón
Dos días en Salamanca. Graficesa, Salamanca, 1975.



Las dos imágenes en B/N están escaneadas de la colección de láminas: Salamanca Ayer y Hoy de 1991.



13 comentarios:

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Es curioso cómo Alarcón sabía vendernos un viaje a Salamanca como hoy se vende uno al Caribe... pero con más gracia.

Asun dijo...

Pues mira, según mi humilde opinión este es uno de los lugares que, a juzgar por las fotos, ha mejorado con el paso de los años.

Besos

Myriam dijo...

Me gusta mcuho como pones fotografias de distiantas épocas que muestran la evolución de la ciudad.

pancho dijo...

Como volvió la luz después de un par de días en que parecía que estábamos a oscuras sin que el blog funcionara correctamente, repongo los comentarios que quedaron en el correo. La primera en llegar fue Myr desdeT.A. y decía así: "Me gusta mucho cómo pones fotografias de distintas épocas que muestran la evolución de la ciudad". No tiene mayor importancia, sólo escaneo fotos antiguas de una colección de láminas que guardaba. Es divertido salir con la cámara para captar el mismo ángulo de las fotos.

pancho dijo...

Después desde Pamplona lo hizo Asun que nos decía: "Pues mira, según mi humilde opinión este es uno de los lugares que, a juzgar por las fotos, ha mejorado con el paso de los años".

Besos

Creo que estoy de acuerdo contigo en cuanto a los edificios, no en cuanto al empedrado de la calle, me gusta con adoquines. Será porque han desaparecido casi todos y se les echa de menos. Ahora todo lo hacen con granito que no aguanta el peso del paso de los camiones de reparto.

pancho dijo...

Pedro nos quiere vender un viaje al bochorno permanente del Caribe:
"Es curioso cómo Alarcón sabía vendernos un viaje a Salamanca como hoy se vende uno al Caribe... pero con más gracia".

Qué buenos escritores había en el XIX y se les entendía perfectamente todo lo que escribían. Y muchos de los actuales creyéndose los inventores de la rueda.

Un abrazo a todos y gracias por vuestra visita y comentario. Esperemos que el jefe de este tinglao no nos dé más sustos de èstos. Tampoco hay mucho que reclamar cuando nos lo dan gratis.

Paco Cuesta dijo...

Queda tanto por leer y conocer, amigo Pancho. Son de agradecer estos retazos de lectura que espolean las mentes inquietas

Merche Pallarés dijo...

Estoy aquí y te leo mi querido Pancho pero ya seguiré tu diccionario de Lumbrales y éste post con más detenimiento cuando vuelva a ser jubilata (el 27 de mayo). Ya falta poco. Besotes, M.

Aldabra dijo...

¡que gracioso lo de los guardia civiels1, yo diría que eso aún no ha cambiado mucho... al menos es lo que algunos se creen.

biquiños,

pancho dijo...

Paco: Me pareció que subiendo el mismo espacio en tiempos distintos sería una buena manera de comparar los estragos y beneficios del paso del mismo, para las piedras y para las personas, que al fin y al cabo son ancestros de las presentes. De las que ahora llaman "indignadas".

Merche: No sé yo si después de la jubilación, me quedarían ganas de volver al año siguiente.


Aldabra: En demasiadas ocasiones le das una gorra a uno y se cree el capitán general.

Un abrazo y gracias por vuestros comentarios y visitas.

Antonio Aguilera dijo...

Celebro que participaras en la manifestación. En Priego fuimos muy atrevidos, porque un pueblo de 20.000 con el caciquismo aún vigente se sabe que no responde. Pese a todo estuvimos unos 25O indignaos.
Amigo Pancho, muchas cosas deben cambiar, ojalá esto sea el principio y sepamos canalizar por lo que el pueblo clama.

A ver si esta tarde monto fotos. Te dejo un enlace de un diario local: http://www.priegodigital.com/ver.php?categoria=108&id_noticia=4765

Es que noaprendío "aserlo" con enlace jejeje qué mal hablamos los andaluses de Jaén y al lao

Un abrazo

Gelu dijo...

Buenos días, pancho:

¡Qué 29 páginas más estupendas en tu enlace de este viaje a Salamanca de Pedro Antonio de Alarcón, en el que son interesantes y amenos todos los detalles!.

Pág.2:
...¡A Salamanca, antes de que la reformen, antes de que la mejoren, antes de que la profanen...(que todo viene a ser la misma cosa)!.

Pág.29:

“...la excelente, inmejorable calidad de la piedra de todos sus monumentos.”
“...esta piedra, llamada franca; se encuentra a una legua de la Ciudad, cerca de Villa Mayor. Blanda al principio como la cera, el tiempo la pone tan dura como el bronce y le da un hermosísimo color de oro. Admite, pues, y conserva perfectamente las más finas y delicadas labores, y de aquí la riqueza de las obras platerescas... ”

Pongo dos enlaces; uno por la alusión a la música de organillo que hace en la página 22:

Brindis- La Traviata

Y -este segundo- por el deseo expresado de sentirse:
Como un gorrión

Saludos.

pancho dijo...

Aguilera: Si en Priego fuisteis 250 fue un gran éxito. Con un porcentaje similar aquí tendrían que haber ido unos dos mil y habría unos cientos (tres o así). Me lo pasé bien sobre todo tratando de recordar los eslóganes, muchos y variados que no serían muy reproducibles. Ingenio o faltó.

Gelu: Coincido contigo en cuanto al relato.

A pesar de hacer mucho que no escuchaba la canción, la recordé y seguí, la sigo cantando. Es de las que no se olvidan. Pura metáfora.

Un abrazo a ambos y gracias por vuestra visita y comentario.